Izquierda Unida se opone a la reforma de las pensiones que plantea el Gobierno por "resquebrajare el sistema público y abrir la puerta a la pérdida de poder adquisitivo de los pensionistas"

El secretario ejecutivo federal de Economía y Empleo de Izquierda Unida, José Antonio García Rubio, advierte de que “en el fondo lo que pretende el Gobierno de Rajoy es impulsar las pensiones privadas, que sí son un sistema fallido, y rebajar los recursos del sistema público para garantizar que el Estado pague sus deudas a la Banca”

El secretario ejecutivo federal de Economía y Empleo de Izquierda Unida, José Antonio García Rubio, valora que el anteproyecto de ley de reforma de las pensiones que el Consejo de Ministros ha enviado hoy para que dé su opinión el Consejo Económico y Social “obedece a las exigencias y la imposición de la troika y tiene poco que ver con las necesidades de los pensionistas españoles y con la realidad de nuestro sistema público de pensiones”. Adelanta que “IU se opondrá a este intento de disminuir drásticamente el poder adquisitivo de los pensionistas y de intentar resquebrajar el sistema público”.

El responsable económico de IU detalla que “en nuestra formación tenemos una alternativa para mejorar y reforzar las pensiones públicas que vamos a defender hasta el último momento. El gasto en esta materia de nuestro país es tres puntos inferior que la media europea y no hay ninguna razón sería para rebajar las pensiones públicas porque cualquier riesgo futuro puede ser anulado con otras políticas. Eso es público y notorio y ha sido demostrado por numerosos estudios objetivos y no interesados”.

“En el fondo –indica García Rubio-, lo que pretende el Gobierno de Mariano Rajoy es impulsar las pensiones privadas, que sí son un sistema fallido, y rebajar los recursos empleados en el sistema público para garantizar que el Estado pague sus deudas a la Banca. Sin conocer la totalidad de los detalles concretos de la reforma que quiere imponer la derecha, pero teniendo en cuenta las explicaciones ya ofrecidas por la ministra Fátima Báñez, los cambios abundan en un empeoramiento incluso en relación a la reforma realizada por el PSOE la pasada legislatura y que ahora se está aplicando, a la cual ya nos opusimos en su día”.

Denuncia que “nos vamos a admitir mentiras como las lanzadas hoy por Báñez en la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros cuando ha indicado textualmente que su propuesta garantiza el poder adquisitivo de las pensiones presentes y de las futuras. Nada más lejos de la realidad. El suelo y el techo que se marca a las mismas, junto al nuevo sistema de cálculo tramposo que se busca imponer, supondrán un golpe demoledor si no logramos impedirlo”. 

El dirigente federal de IU señala que “ya criticamos severamente el informe a medida de los supuestos expertos, que fue una mera envoltura de papel celofán para ocultar el ataque a las pensiones y a los pensionistas que en el fondo representaba. Sus datos y predicciones nunca confirmadas en el pasado, significan una utilización escasamente científica de elementos demográficos y representan una propuesta interesada e ideologizada planteada por unas personas elegidas en su mayoría por su conocida vinculación a la Banca y a la patronal de seguros”.

José Antonio García Rubio explica que “Izquierda Unida pondrá sobre la mesa sus propuestas concretas para mejorar las pensiones públicas a lo largo del debate en el Pacto de Toledo y durante su compleja tramitación parlamentaria. En todo este proceso promoveremos la movilización de los pensionistas y de los trabajadores en general para defender este ataque al sistema público”.