Willy Meyer exige en Melilla la retirada de las concertinas de la valla al supone una violación de los derechos humanos

El eurodiputado  de IU Willy Meyer ha asegurado en Melilla  que  "las concertinas son  una afrenta a los Derechos Humanos".

Meyer visitó el miércoles la valla perimetral y el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) y concluyó que la política  de la Unión Europea-fortaleza es inútil, como también lo es la colocación de la concertina con cuchillas en la valla de Melilla. Además, aseguró en rueda de prensa que estos elementos no frenarán la inmigración irregular. “No hay ni murallas ni alambradas que impidan a los inmigrantes saltar cuando huyen de la guerra y del hambre”, aseveró.

El eurodiputado aseguró que la concertina crea “un dolor innecesario” y es una “afrenta” a los Derechos Humanos. En este sentido y en referencia a las próximas elecciones europeas, Meyer destacó que la intención de la fuerza de izquierdas en el Parlamento Europeo será invertir los valores que se están defendiendo y que “las personas” sean el centro y objetivo de las políticas europeas. El eurodiputado de IU aboga por un nuevo enfoque de la inmigración en el conjunto de la Unión Europea para que las personas que acceden a su territorio de manera irregular dejen de ser presentadas como un “futuro criminal”. Recordó que durante la pasada legislatura se aprobó una directiva, la conocida como "directiva de la vergüenza" que, por primera vez, ha permitido que un inmigrante pudiera ser encarcelado sin pasar por un juez, aunque fuera menor de edad, algo que su formación estaría dispuesto a cambiar si tuviera la fuerza suficientes en las instituciones comunitarias.

Para Meyer, en Europa existe una política “hipócrita”, ya que el continente necesita de la inmigración para garantizar su futuro, pero, en cambio, se recibe a los inmigrantes poniendo un muro en su camino.

Entre los objetivos del programa electoral europeo de IU, Meyer destacó que pretenden poner el modelo actual “patas arriba” y darle un nuevo enfoque, centrado en los Derechos Humanos, y que la economía esté enfocada a la creación de empleo.
 
El coordinador territorial de IU Melilla, Rosendo Quero, considera que el problema de la inmigración ilegal no tiene una solución fácil ni sencilla. Opina que tampoco se resolverá con “unos pocos millones de euros” sino con una mayor implicación en los países de origen. Quero culpó a los países desarrollados de “quitar y poner dictadores” y de “expoliar los recursos naturales” de los países africanos y luego pretender frenar la llegada de ciudadanos de estos estados que se ven afectados y empujados por la guerra, el hambre y la miseria a emigrar a Europa.

Además, el coordinador territorial de IU Melilla criticó que España “subcontrate” a la Policía marroquí para hacer “el trabajo sucio que nuestra Policía no puede hacer” y “machacar” a los inmigrantes subsaharianos para impedir que salten la valla de Melilla.
Por último, Quero señaló que su formación trasladará al Parlamento Europeo la problemática de la inmigración en Melilla, puesto que no se trata, dijo, de un asunto exclusivo de la Ciudad, ni del Gobierno español sino de toda la Unión Europea.