IU lanza sendas iniciativas en el Congreso y ante la sociedad civil para impulsar la “denuncia y derogación de los acuerdos de Estado con el Vaticano”

Garzón firma una proposición no de ley que se registrará esta semana para su debate en el Pleno del Congreso y, al mismo tiempo, IU impulsa una campaña para informar a la ciudadanía sobre esta cuestión, que incluye la recogida de firmas para apoyarla

Izquierda Unida, a través de sus diputados/as en el Congreso y del trabajo de su Área Federal de Educación, pone en marcha varias iniciativas parlamentarias y en el entorno de la sociedad civil para impulsar la “denuncia y derogación de los Acuerdos del Estado español con el Vaticano de 1979, como condición imprescindible para que la Religión confesional quede fuera de cualquier futura ley educativa que se estime democrática”.

Por un lado, IU registrará a lo largo de esta semana en el marco del Grupo Parlamentario Confederal de Unidos Podemos, una proposición no de ley para que sea debatida en el Pleno del Congreso en la que, entre otros puntos, insta al Gobierno del PP a que “garantice el imprescindible carácter laico que debe revestir la Escuela como institución pública, dejando la Religión confesional fuera del sistema educativo oficial, es decir, del currículo y del ámbito escolar”.

“Procede, en consecuencia -plantea la iniciativa-, la derogación del Concordato y posteriores acuerdos con el Vaticano, así como de los acuerdos suscritos con otras confesiones religiosas, en tanto son invocados como base ‘legal’ para mantener privilegios y una inadmisible injerencia privada en el sistema educativo destinado a la formación común del conjunto de los ciudadanos/as en cuanto tales”.

La proposición no de ley -que firman el coordinador federal y portavoz parlamentario de IU, Alberto Garzón, junto a los diputados Miguel Ángel Bustamante y Joan Mena- tiene un tercer punto dirigido a “atender la responsabilidad exclusiva que las Administraciones Públicas tienen a la hora de asegurar una educación pública de calidad en condiciones de igualdad mediante una red pública de enseñanza que llegue a toda la ciudadanía y, en consecuencia, destinar a ella recursos públicos suficientes, retirando progresivamente el desvío de fondos públicos hacia redes escolares privadas”.

Esta iniciativa parlamentaria se pone en marcha desde la consideración que mantiene Izquierda Unida de que “mientras en el Congreso se ha creado y trabaja ya una subcomisión con vistas a alcanzar un pretendido ‘Pacto de Educación’, en ningún caso podrá avanzar en la necesaria laicidad de la enseñanza si se desarrolla bajo las condiciones de dichos acuerdos”.

Enrique Díez, coordinador del Área Federal de Educación de IU, subraya que entre los “principales obstáculos para avanzar en este objetivo está la pervivencia de los Acuerdos con el Vaticano firmados por el Estado español en 1976 y 1979, como continuidad y actualización del Concordato de 1953. Vulneran el principio de independencia entre la Iglesia y el Estado, además de amparar legalmente la financiación de la Iglesia católica con fondos públicos y el adoctrinamiento religioso en todos los niveles del sistema educativo”.

Izquierda Unida forma parte de las formaciones políticas, asociaciones, colectivos y sindicatos que suscriben la campaña ‘Por una Escuela Pública y Laica: Religión fuera de la Escuela’. Desde este marco, trabaja tanto en el seno del Parlamento como a través de su decidida participación en las distintas movilizaciones y actuaciones de la sociedad civil para actuar de forma coordinada en este asunto.

Para facilitar la participación directa de la ciudadanía, se puede añadir la firma a la campaña cumplimentando este formulario: https://goo.gl/forms/dsb9921JGUPFnpcY2

Además, a través de la web http://www.izquierda-unida.es/escuelapublicaylaica y de la web de Europa Laica laicismo.org puede accederse a más información sobre las organizaciones que participan en la campaña general, así como las actuaciones y materiales propios de IU.