Garzón denuncia que “la actitud cobarde del Gobierno de Rajoy” para abordar el conflicto catalán “convierte en protagonistas a instituciones que no deberían serlo” como la Policía y la Guardia Civil

El portavoz parlamentario de IU valora tras constatarse que agentes participaron en la concentración de ultraderecha del domingo en Zaragoza que “no se trata de un comportamiento generalizado, que afortunadamente tenemos una Policía y una Guardia Civil democráticas, aunque hay que reprobar ese comportamiento de quienes utilizan su condición de policías para coartar la libertad de expresión de representantes públicos o de cualquier ciudadano”

El coordinador federal y responsable parlamentario de Izquierda Unida, Alberto Garzón, ha denunciado hoy que la “actitud cobarde del Gobierno de Mariano Rajoy por no afrontar el problema político en Cataluña” está convirtiendo “en protagonistas a instituciones que no deberían serlo”, como la Policía y la Guardia Civil, ya que el PP ha descartado abordar el conflicto catalán “desde la política y no desde la represión”.

Garzón participó esta mañana en la rueda de prensa conjunta en el Congreso con el resto de portavoces del Grupo Parlamentario de Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea para presentar la solicitud de comparecencia urgente del ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, para que explique la falta de dotaciones policiales que desembocó en el acoso a centenares de cargos públicos en la entrada del Pabellón Siglo XXI, el pasado domingo en Zaragoza mientras se celebraba la ‘Asamblea de cargos públicos por la fraternidad, la convivencia y las libertades’.

El máximo responsable de IU recordó como informaciones periodísticas constatan que agentes de policía “de forma individual y aislada participaron en la concentración convocada por la extrema derecha para coartar nuestra capacidad de celebrar una asamblea que tenía un propósito en favor del diálogo, de la fraternidad y de la democracia. Nos parece preocupante que puedan existir este tipo de comportamientos dentro de una institución tan necesaria como es la Policía”. 

Frente a ello, aseguró que “nosotros vamos a continuar defendiendo a las asociaciones policiales y denunciando las labores del PP que empeoran no sólo las condiciones de vida de estos agentes, sino el clima en el que desarrollan su actividad, haciendo en España un clima cada vez más irrespirable por la incapacidad del Gobierno de afrontar un problema político desde parámetros políticos y democráticos”.

Previamente, detalló a los medios presentes en la rueda que esta misma mañana, junto a otros/as miembros del grupo parlamentario, habían conversado “con los principales responsables de las asociaciones, tanto de policías como guardias civiles, para tomar el pulso de esta situación que nos preocupa”.

Comentó también que “hemos compartido reflexiones con la Plataforma Jusapol” -en cuyo chat diversos agentes llamaron a participar en la concentración de ultraderecha del domingo en Zaragoza y algunos prefirieron por esta vía graves insultos contra el coordinador de IU- y recordó también que hace poco estuvieron en el congreso de esta misma plataforma para apoyar sus reivindicaciones “de algo tan legítimo como la equiparación salarial entre las fuerzas de seguridad de todo el Estado”.

Alberto Garzón comentó que “desde Izquierda Unida hemos compartido desde 1991 las demandas laborales y salariales que vienen realizando estas asociaciones y nuestro vínculo con ellas es total”.

“Sabemos -apostilló- que no se trata de un comportamiento generalizado, que afortunadamente tenemos una Policía y una Guardia Civil que son democráticas, que estamos reclamando elementos necesarios para mejorar las condiciones de vida de estas personas que están realizando esas funciones y, que como decía también uno de los representantes de una de estas asociaciones policiales, hay que reprobar ese comportamiento de quienes utilizando su condición de policías, como en la concentración de la extrema derecha, acuden a coartar la libertad de expresión de representantes públicos o de cualquier otro ciudadano”.

A su juicio, “todo esto va en consonancia con este clima en el que se está convirtiendo desgraciadamente en protagonista a quienes no deberían serlo, la Policía y la Guardia Civil, que están para cumplir la ley, proteger el orden y para que la convivencia en nuestra sociedad se pueda realizar de forma democrática”.