Marina Albiol denuncia durante la misión del Parlamento Europeo a Ceuta y Melilla el “fracaso” de las políticas de migración del Gobierno del PSOE

La eurodiputada de Izquierda Unida advierte en la primera jornada de trabajo que “el cambio de Gobierno no ha supuesto ningún avance en materia de respeto a los Derechos Humanos ni en el cumplimiento de los tratados; el PSOE mantiene los mismos mecanismos crueles e inhumanos del anterior ejecutivo”

La eurodiputada de Izquierda Unida Marina Albiol participa desde hoy en una misión del Parlamento Europeo en Ceuta y Melilla para visitar la frontera sur de la Unión Europea (UE). Albiol denuncia el “fracaso” del Ejecutivo de Pedro Sánchez en sus políticas de migración en esta zona después de que ya en esta primera jornada “hemos podido constatar cómo el Gobierno mantiene todos y cada uno de los procedimientos y mecanismos del PP contra los Derechos Humanos y los tratados internacionales de acogida al migrante y asilo”.

La parlamentaria europea de IU ha podido constatar que las personas migrantes en centros de atención se encuentran “hacinadas y sin unas mínimas condiciones dignas”, todo ello mientras la UE gasta 943 millones de euros anuales en deportaciones desde el Estado español: “un gasto enorme, mientras no se destinan recursos a acoger y garantizar los Derechos Humanos”.

“El cambio de Gobierno -destaca- no ha supuesto ningún avance en materia de respeto a esos Derechos Humanos ni en el cumplimiento de los tratados. El PSOE mantiene los mismos mecanismos crueles e inhumanos del anterior ejecutivo”. Albiol constata que “estas políticas migratorias son las que impulsa la Unión Europea y se basan en una violación constante y sistemática de los derechos básicos de las personas que alcanzan la frontera”.

En la visita a Melilla Albiol ha observado “cómo se aplican estas políticas crueles”. Asegura que “siguen practicándose devoluciones en caliente, sólo que ahora se denominan ‘rechazo en frontera’, un simple eufemismo que ya utilizaba el PP. Se habla de eliminar las concertinas, pero como alternativa se baraja elevar aún más la valla, como si las vallas fuesen capaces de detener a las personas que han conseguido llegar hasta aquí arriesgando sus vidas. Además, existe una oficina de asilo controlada por Marruecos y que, por tanto, niega sus servicios a las personas subsaharianas”.

Ante esta situación, Marina Albiol indica que “no hay manera de llegar de forma legal a Europa y son las mafias al final las que deciden quién puede y quién no puede pasar”.

En cuanto a la atención en los centros de migrantes, la eurodiputada de Izquierda Unida indica que “evidencian aún más el fracaso del Gobierno. Presentan una situación de hacinamiento. Por ejemplo, el centro para menores de La Purísima tiene una capacidad de 180 plazas y actualmente aloja a 625 menores; el CETI (Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes) tiene 782 plazas y en la actualidad hay 1.363 personas”.

“Con la atención a menores se observa otro fracaso absoluto -recalca Albiol- ya que un alto porcentaje de menores vive en la calle. Son niños y niñas que no reciben la respuesta adecuada de una Administración que les condena al desamparo, sufriendo la violencia de los cuerpos de seguridad, que los tratan como a delincuentes, además de la que sufren por el hecho de vivir en las calles”.

La europarlamentaria asegura que “entendemos que estos métodos serán aplaudidos por las autoridades europeas, ya que aplican a rajatabla sus criminales políticas de externalización de fronteras y de bloqueo de las personas migrantes que alcanzan la frontera. Sin embargo, suponen una auténtica vergüenza para los Derechos Humanos que los Estados miembros se han comprometido a preservar. Ninguna persona decente que conozca esta realidad debería apoyar este trato, consecuencia del cierre y la externalización de fronteras de la Europa fortaleza”.

“En conclusión -destaca Marina Albiol-, lamentablemente poco o nada ha cambiado en la frontera con el cambio de Gobierno. La solidaridad del PSOE acabó con el gesto inicial con el buque ‘Aquarius’, porque siguen aplicando a rajatabla las políticas migratorias criminales que ya desarrolló la derecha al dictado de la UE”.