IU registra una iniciativa para que el Gobierno diga claramente si tiene intención real de poner fin al voto rogado antes de las próximas elecciones

El diputado de Izquierda Unida Ricardo Sixto plantea al Ejecutivo del PSOE en el Congreso que responda por escrito “¿cómo va a garantizar la participación de la ciudadanía española en el exterior en los próximos procesos electorales?”

Izquierda Unida, a través de su diputado y portavoz en la Comisión Constitucional del Congreso, Ricardo Sixto, ha registrado una iniciativa parlamentaria para que el Gobierno del PSOE se pronuncie con claridad sobre si tiene intención real de poner fin al voto rogado antes de las citas electorales previstas dentro de unos meses, mucho más ante las “serias dudas” planteadas por la propuesta de modificación presentada en la subcomisión parlamentaria para la reforma electoral.

Sixto exige al Gobierno que responda por escrito “¿cómo va a garantizar la participación de la ciudadanía española en el exterior en los próximos procesos electorales?” y si ¿piensa derogar el voto rogado antes de las próximas elecciones?”

IU reacciona así a la propuesta que el Gobierno de Pedro Sánchez trasladó hace poco al Congreso a través de la citada subcomisión parlamentaria y que para Sixto “deja muchas cuestiones abiertas”.

De ahí que el diputado de Izquierda Unida plantee también en su iniciativa si “¿tiene previsto el Gobierno aplicar medidas complementarias para garantizar la trazabilidad del voto y lograr un sistema garantista y transparente?” y si “¿va a crear un protocolo de custodia de urnas en los consulados, como ha demandado la Junta Electoral Central?”

La federación de IU en el Exterior -IU Exterior- lleva años exigiendo que se acabe con un sistema que, desde su aprobación en 2011 por el Gobierno del PSOE con los votos a favor del PP y CiU, “se ha convertido en uno de los principales escollos que tienen las personas emigrantes para ejercer su derecho al voto”.

Esta situación llevó a una gran movilización desde el exterior que el grupo Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea trasladó al Senado ya en mayo de 2017 con una moción para derogar el voto rogado que recibió el apoyo de todos los grupos.

La coportavoz de IU Exterior María Martínez señala que “desde la emigración no nos fiamos de las promesas de los sucesivos gobiernos que habían prometido que no habría más elecciones con voto rogado. La realidad es que la reforma tendría que ser efectiva en dos meses para llegar a tiempo a las elecciones”.

Precisamente el pasado martes Pedro Sánchez abundó en su idea de que espera consensuar con otras fuerzas políticas la derogación del voto rogado. “Más hechos y menos declaraciones”, reivindica el también coportavoz de IU Exterior Eduardo Velázquez.