Albiol reclama que el informe del Parlamento Europeo sobre Doñana haga “una llamada clara a suspender el proyecto de Gas Natural”

La eurodiputada de Izquierda Unida, muy activa en la misión de investigación al parque nacional, exige que incluya la decisión de la Comisión Europea de llevar al Estado español ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea por la sobreexplotación de los acuíferos

La eurodiputada de Izquierda Unida Marina Albiol ha reclamado hoy que el informe que emitirá el Parlamento Europeo sobre la situación del Parque Nacional de Doñana incluya un llamamiento expreso a la paralización del proyecto de Gas Natural Fenosa. La Comisión de Peticiones de la Eurocámara ha mantenido hoy un primer debate sobre el documento elaborado tras la misión de investigación del pasado mes de septiembre, con el anuncio de la Comisión Europea de llevar ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) al Estado español por incumplimiento de las normativas comunitarias por la sobreexplotación de los acuíferos. El periodo de enmiendas se extiende hasta el 4 de marzo y el 21 de ese mismo mes se emitirá el informe definitivo.

Albiol, una de las principales impulsoras de esa misión de eurodiputados a Doñana, ha señalado que el tono del informe “nos da la razón cuando, junto con las organizaciones ecologistas y la plataforma Salvemos Doñana, denunciamos ya hace años que la situación del parque nacional es insostenible”.

“Creemos -señala- que la primera lectura que debemos hacer es que el hecho de que el Parlamento Europeo elabore por fin un documento -en el que se señalan las amenazas y se hagan recomendaciones para revertir la degradación de Doñana- es una victoria de quienes reclamamos otro modelo y otra gestión de este parque nacional”.

Esto, sumado a la denuncia ante el TJUE, “demuestra que teníamos razón”. La denuncia, sin embargo, no está reflejada en el informe, de ahí que Albiol reclame que se incluya. Hay que recordar que la situación de los humedales y la proliferación de pozos ilegales ha sido una de las puntas de lanzas de las reiteradas quejas presentadas por Izquierda Unida y otras organizaciones ante la Eurocámara y el Ejecutivo comunitario desde 2013.

Si bien Marina Albiol considera positivo que la cuestión de los recursos hídricos esté muy presente en el texto, advierte de que, en términos generales, el borrador “está descompensado en cuanto a las amenazas”.

“Solo una de las 12 recomendaciones que aparecen en el informe aborda la amenaza de convertir el subsuelo de Doñana en un almacén de gas. Creo que es importante recordar que hubo muchas peticiones sobre este tema y el informe debe ampliarse teniendo en cuenta esta cuestión”, indica.

Albiol apoya también que el informe incluya “la defensa del principio de precaución y de prevención, y que se haga una evaluación de impacto ambiental sobre los riesgos sísmicos”. No obstante, avisa de que “la única prevención posible es suspender de inmediato el proyecto de Gas Natural para Doñana”.

La parlamentaria de IU recuerda que otra de las causas de la situación actual es el cuarteo de los informes de impacto ambiental, que ha servido para legitimar el almacén de gas. Por ello ve necesario que las autoridades españolas “lo atajen de una vez por todas y hagan un informe de impacto ambiental global con la supervisión de la Comisión Europea. Solo así se verán los verdaderos riesgos que conlleva convertir Doñana en un almacén de gas”.