IU Exterior pone en marcha la campaña #VotarParaNoRogar y contribuir a que la emigración supere las dificultades y pueda participar en todas las citas electorales

María Martínez y Eduardo Velázquez, co coordinadores/as de la federación en el exterior de Izquierda Unida, adelantan que sus asambleas en distintos países han convocado eventos en los consulados de diferentes ciudades “para ayudar a completar todos los trámites y, de igual manera, denunciar la práctica obligatoria del voto rogado, que todavía no hace más que imponer trabas a la emigración”

Izquierda Unida, a través de su federación en el exterior -IU Exterior-, ha puesto en marcha la campaña #VotarParaNoRogar con la que pretende llamar a la emigración española a realizar los trámites necesarios para solicitar el voto y participar así en todas las citas electorales próximas, tanto las elecciones generales del 28A, como las europeas, autonómicas y municipales del 26M.

“Somos conscientes del esfuerzo que supone -afirma María Martínez, co coordinadora de IU Exterior y número 5 en la lista de IU a las Elecciones Europeas- pero debemos alentar a las personas emigradas a que participen y voten, y que lo hagan por opciones como la nuestra, para que en el futuro no tengan que seguir rogando más el voto”.

Más de dos millones de residentes en el extranjero están llamados a las urnas en estas dos convocatorias electorales. Izquierda Unida lleva años implicada, en colaboración con movimientos y grupos como Marea Granate y los Consejos de Residentes en el extranjero, en la exigencia de una reforma de la Ley Electoral para que las personas emigrantes “no tengan que enfrentarse a una auténtica carrera de obstáculos electoral después de que desde el Gobierno del PSOE no haya habido una voluntad política real para realizar una reforma garantista”.

“Buscamos que la esperanza prime sobre la desesperación y el pesimismo -explica Eduardo Velázquez, también co coordinador de IU Exterior- porque sobra decir lo mucho que nos jugamos en estas elecciones. Tenemos claro que hay dos enemigos a batir: la abstención y la extrema derecha”.

Para promover esa participación, las asambleas de IU Exterior han convocado distintos eventos en los consulados de diferentes ciudades “para ayudar a completar todos los trámites y, de igual manera, denunciar la práctica obligatoria del voto rogado, que todavía no hace más que imponer trabas a la emigración”.

IU Exterior recuerda que “aunque muchos residentes permanentes -registrados en el Censo de Españoles Residentes Ausentes o CERA- esperan hasta el último momento para recibir la documentación y rogar el voto, en realidad el formulario ya está disponible y puede descargarse. El retraso en el envío de esta documentación provoca tradicionalmente que gran parte de la emigración, por falta de información o de acceso a las nuevas tecnologías, se quede sin poder rogar el voto, y por lo tanto, sin votar”.

De la misma forma, la federación exterior de IU recomienda a aquellas personas que tengan dudas sobre cómo votar desde el extranjero en estas elecciones que “sigan los consejos proporcionados por el colectivo Marea Granate, a quien trasladamos nuestra gratitud por su labor en defensa de la emigración”.

Denuncian que “no obstante, resulta lamentable que tengan que ser los movimientos sociales y la ciudadanía organizada quienes suplan el trabajo que debería hacer el Ministerio de Asuntos Exteriores”.

IU Exterior exige que “se mejoren los recursos y las condiciones de trabajo del personal laboral del servicio exterior y se refuerce especialmente en periodo electoral. Por ejemplo, en la antesala del Brexit consulados como el de Londres permanecen completamente colapsados”.