IU Madrid reclama que se garantice la prestación sanitaria de interrupción voluntaria del embarazo en la red pública

Manuela Jordán, responsable de mujer de Izquierda Unida de la Comunidad de Madrid, ha anunciado hoy que “IU-CM será beligerante con los sectores de la derecha más reaccionaria y fundamentalista que trata a las mujeres como delincuentes por culpa de una ley ambigua”, en relación a las concentraciones convocadas hoy reclamando la derogación de la Ley del aborto.

La responsable de mujer de IU-CM, ha señalado que “una sociedad que avanza hacia la igualdad y el respeto a la mujer debería empezar por garantizar la prestación sanitaria de interrupción voluntaria del embarazo en la red pública, algo que en nuestra Comunidad no se garantiza”.

Jordán ha recordado que “hay una serie de cuestiones que agravan esta situación ya de por sí complicada como es la insuficiencia de programas preventivos, un 63% de las jóvenes menores de 24 años que han abortado no había ido a ningún centro de planificación familiar, la ausencia de una correcta educación sexual entre nuestra juventud y la falta de información y financiación de los métodos anticonceptivos, aspectos que tienen una incidencia directa en el incremento de embarazos no deseados y sobre los que el gobierno regional no está tomando ninguna medida”.

Finalmente, Jordán ha reclamado “el derecho de las mujeres a decidir sobre su propio cuerpo y sobre su maternidad debe estar protegido por la Ley, sea cual sea su decisión” y ha afirmado que “una sociedad que avanza como la nuestra, no puede retroceder y tener planteamientos hipócritas y falsos debates cuando millones de niños mueren de hambre y son explotados en el mundo y…esta sociedad y esas organizaciones de ultraderecha no dicen nada ¿es que en ese caso no hay que defender el derecho a la vida?”.

Por ello, ha concluido afirmando que “espero que, cuando esta tarde entreguen a Aguirre firmas solicitando el cierre de dos clínicas, ésta no ceda esta tarde a las presiones de la ultraderecha y, defienda y garantice los derechos de las mujeres madrileñas”.

Por su parte, la portavoz del Grupo Parlamentario de Izquierda Unida en la Asamblea de Madrid, Inés Sabanés, ha exigido a la Delegación de Gobierno que “garantice la seguridad de las clínicas abortistas de la Comunidad de Madrid, ante las cinco manifestaciones convocadas mañana en la puerta de estos centros”.

“Exigimos protección para estas instalaciones y que se garantice que los trabajadores de estos centros y las mujeres que acuden a ellos puedan acceder sin problemas y sin sentirse intimidadas” ha declarado Sabanés, quien ha señalado que “no comparte, en absoluto la decisión del Tribunal Superior de Justicia de autorizar estas concentraciones”.

“Creemos que más allá de la libertad de expresión, que por supuesto defendemos, estas concentraciones convocadas por una organización ultracatólica y antidemocrática, lo que pretenden es intimidar a las mujeres que quieren ejercer su derecho y suponen una intimidación intolerable y una vulneración del derecho a la intimidad y a la privacidad” ha afirmado Sabanés.

Además, Sabanés ha expresado su preocupación por los ataques que están recibiendo algunas clínicas abortistas y sus trabajadores en las últimas semanas, y ha exigido “protección y seguridad para que las mujeres que deciden abortar puedan hacerlo con todas las garantías”.